En la era digital, nuestra información personal y financiera es más vulnerable que nunca. Por eso, es fundamental conocer y protegernos de las nuevas amenazas cibernéticas como el Pharming.

¿Qué es el Pharming?

El Pharming es un tipo de fraude cibernético que redirige tu tráfico de internet a sitios web falsos que se ven idénticos a los sitios legítimos que intentas visitar. Los ciberdelincuentes utilizan esta técnica para robar tu información personal y financiera, como contraseñas, números de tarjetas de crédito y datos bancarios.

¿Cómo funciona?

Los cibercriminales utilizan diferentes métodos para llevar a cabo el Pharming, entre ellos:

  • Ataques de DNS (Sistema de Nombres de Dominio): Hackean los servidores de DNS para redirigir el tráfico a sitios web falsos.
  • Malware: Instalan malware en tu computadora que redirige automáticamente el tráfico a sitios falsos.
  • Ingeniería social: Te envían correos electrónicos o mensajes de texto engañosos para que visites un sitio web falso.

¿Cómo evitar ser víctima de Pharming?

¡Protégete siguiendo estos consejos!

  • Ten cuidado con los enlaces: No hagas nunca clic en enlaces en correos electrónicos, mensajes de texto o sitios web que no conozcas o que parezcan sospechosos.
  • Verifica la URL: Antes de ingresar información personal en un sitio web, asegúrate de que la URL sea correcta y coincida con el sitio web legítimo que estás intentando visitar.
  • Busca el candado: Busca el símbolo de un candado en la barra de direcciones del navegador. Esto indica que el sitio web está utilizando una conexión segura.
  • Instala software antivirus y anti-malware: Mantén tu software antivirus y anti-malware actualizado para proteger tu computadora contra malware.
  • Sé consciente del phishing: El phishing es otra modalidad de fraude cibernético. Ten cuidado con los correos electrónicos o sitios web que te solicitan información personal.

¿Qué hacer si crees que has sido víctima de Pharming?

  • Cambia tus contraseñas: Cambia inmediatamente las contraseñas de todas las cuentas que hayas utilizado en el sitio web falso.
  • Contacta a tu banco o institución financiera: Si crees que tu información financiera ha sido robada, contacta a tu banco o institución financiera de inmediato.
  • Denuncia el fraude: Puedes denunciar el fraude ante la Condusef o ante la Policía Cibernética.

Recuerda: La información personal y financiera es valiosa. Protegiéndote del Pharming y de otras modalidades de fraude en internet, puedes navegar por internet con mayor seguridad y tranquilidad.